RSS

Furor Bacchicus

11 Ene

IMG_0659mod

El pasado jueves 20 de diciembre, el grupo de teatro grecolatino “Furor Bacchicus” formado por alumnos de Humanidades de la Universidad Pablo de Olavide representaron la comedia griega La asamblea de las mujeres de Aristófanes. Mañana vuelven a representarla para alumnos de secundaria. Visto el éxito que está suponiendo la obra, H de Humanidades le hizo algunas preguntas a la directora y profesora Rosario Moreno.

 H: ¿Qué ha supuesto para ti esta obra?

Rosa: Pues un entretenimiento y una forma de evasión casi terapéutica.

 H: ¿Cómo surge la idea de organizar esta obra?

R: Es una idea que desde hace muchísimos años, al tratar el tema del teatro, al leer algún fragmento, alguna obra cómica o trágica, siempre hay algún alumno que sugiere: “Bueno y ¿por qué no organizamos una obra?”. La verdad es que nunca había tenido tantos alumnos el mismo año y pensé que esta podría ser una buena oportunidad; que podría conseguir al menos diez o doce para montar una pequeña “obrita” aunque fuera de Plauto. ¡Lo que no me podía imaginar es que se iban a apuntar 40 y que no íbamos a montar una sola obra sino dos!

H: ¿Por qué la “Asamblea de las Mujeres”?

R: Algunas alumnas traían esa idea, alguna ya la había representado o la conocía. Así que surgió de ellas.

H: ¿Qué te parece a ti la elección?

R: Muy buena porque es una obra muy loca y divertida como todas las de Aristófanes. Y al mismo tiempo, arriesgada y difícil porque es una obra con un coro que hay que coordinar. También es una obra que se puede malinterpretar… Porque uno piensa: “Oh, Aristófanes, qué feminista…dándole el poder a las mujeres”. Y, sin embargo, es una manera de ejemplificar que los atenienses se dejan llevar tanto por la oratoria y están siempre inventando soluciones tan absurdas, que incluso podría darse el caso de que le dieran el gobierno a las mujeres. Esta es la principal dificultad de la interpretación.

 H: ¿Cuáles han sido las mayores dificultades a la hora de realizar la obra?

R: Ninguna (risas). Lo más difícil ha sido aprenderse los papeles de los actores principales, porque son francamente largos y tenemos, bueno tenéis, mucho que estudiar cada día y cada semana y esto es un plus… Con los horarios tan difíciles que tenemos es complicado buscar horas que nos vinieran bien a todos. Sólo teníamos los lunes a las tres de la tarde y los viernes por la tarde, que los hemos pasado todos aquí.

 H: ¿Por qué “Furor Bacchicus”?

R: El nombre ha sido muy complicado de elegir. Nos surgieron muchas ideas pero cuando se nos ocurría uno bueno, mirábamos en Google y ya estaba cogido. Nos habría gustado llamarle como propuso Alberto Marina: “El Telón de Aquiles”. Pero cuando fuimos a comprobarlo, ya existía una compañía hispanoamericana que se llamaba así. Hubo mucho debate y surgió casi de casualidad en una tarde de desesperación. El furor de Baco tiene mucho que ver con el teatro, porque Baco no deja de ser el equivalente romano de Dionisio, el dios del vino, pero también el dios en cuyas celebraciones se enmarcaban las representaciones teatrales. Y el furor es la locura, la acción divina….

 H: ¿Qué aporta el teatro en contraposición con las series de televisión hoy en día?

R: No tienen nada que ver. Son entretenimientos perfectamente compatibles. El teatro es una experiencia colectiva, la televisión la ves en tu casa cómodamente sentado y el teatro lo ves siempre con alguien más; con un público que está viviendo en directo las mismas experiencias que tú.

H: Si la obra en vez de ser la “Asamblea de las Mujeres” fuera de los hombres, ¿cómo crees que sería?

R: Los hombres siempre han hecho asambleas, esa es nuestra desgracia. Así que los resultados de las asambleas de los hombres los tenemos cada día y creo que no son muy buenos (risas). Si te fijas, la obra tiene mucho de utópico, como todas las de Aristófanes. Una de estas utopías es el comunismo: “Si todo es de todos, no hay problemas”. Fíjate qué debate político y filosófico hay ya en el siglo IV a.C. ¿Qué se sugiere con esto? Que la mejor medida para acabar con todos los problemas de la ciudad es que todo sea de todos y ya no habrá quien robe. Pero está en el marco de una comedia y en la comedia todas las cosas que se proponen son surrealistas, utópicas, fantasiosas.

 H: ¿Crees que podríamos presenciar una asamblea de las mujeres en la actualidad política en el sentido de que las mujeres llegasen a tomar verdaderamente el poder?

R: Ojalá fuera así…Toda la historia hemos estado gobernados por hombres y creo que no hemos llegado a ningún sitio. Las mujeres tenemos un sentido más práctico. A lo mejor es por eso por lo que no estamos en política masivamente.

 H: ¿Qué nos vamos a encontrar los que vengamos a ver “La Asamblea de las Mujeres”?

R: Os vais a encontrar ilusión, nervios (demasiados) y un espectáculo muy fiel al original; no hemos tocado apenas nada. Hemos retocado algunas intervenciones del coro, alguna traducción, pero nada más. Y con algún toque moderno, como por ejemplo, en la música, que es una mezcla de música griega popular y de música contemporánea.

Para finalizar me gustaría añadir que ha sido un gustazo trabajar con gente que ha hecho esto porque sí, se han dejado el pellejo por amor al arte, por amor a la cultura. La cultura no es algo que se pueda recortar, no es un plus. Y eso como estudiantes de humanidades es algo que tenemos que tener muy claro.

  Diego Gómez Gago y Raquel Silva León,

H de Humanidades

 
1 comentario

Publicado por en 11 enero, 2013 en La última fila

 

Etiquetas: ,

Una respuesta a “Furor Bacchicus

  1. Pingback: H de Humanidades

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: